kHz

Calculadora para detección de murciélagos

El rango auditivo del ser humano humano se encuentra entre los 2  y los 20 KHz ¿y qué significa esto? pues lo que ya sabíamos; que no podemos escuchar gran parte de las señales de los quirópteros al encontrase sus señales de ecolocación entre los 20 y los 120 kHz. Es por ello que necesitamos aparatos de ultrasonidos para poder captar ese rango no audible y poder conocer así qué especie tenemos cerca, aunque si podemos escuchar algunas de sus señales sociales (entre los 5 – 50 kHz) o de alarma (< 20 kHz) tales como “¡fuera de aquí!”, “¡cuidado!”, súplicas como “¡por favor no me hagas daño!”, y declaraciones de amor como “¡te quiero!”… increíble pero cierto.

Dado que lo que más nos importa es conocer las especies que habitan en nuestra tierra nos vamos adentrando en el mundo de la detección de ultrasonidos. A continuación os mostramos un video Bat Conservation Trust que nos cuenta los primeros pasos de la detección de murciélagos.

https://youtu.be/g8au0HkQM30

En estos últimos años lo aparatos y programas de análisis de sonido han proliferado, lo cual es una ventaja ya que el objetivo último de estos detectores de ultrasonidos es transformar los sonidos inaudibles (con una frecuencia superior a 20 kHz), en sonidos audibles por el hombre y representarlos en un software mediante espectorgramas. Los detectores se clasifican en tres tipos:

  1. Heterodino
  2. Tiempo expandido. 
  3. Divisor de frecuencias

Cada uno de ellos tiene sus ventajas, sin embargo el de tiempo expandido es el que mejor conserva las características de las llamadas de ecolocación y por lo tanto, es el que se emplea para analizar e identificar correctamente a los quirópteros y son por tanto los que emplearemos en nuestro aprendizaje.

No ahondaremos en los tipos de detectores, en la red hay gran información, para muestra puedes conocer la gran gama de detectores a través de este post de Miscelánea Nastural y distintos software de análisis en este post de Explora La Noche.

Seguiremos para aprender sobre la detección en Tiempo Expandido, las explicaciones de Lisón, F. (2011) en su publicación Clave de identificación de las llamadas de ecolocación de los murciélagos de la Península Ibérica. Versión electrónica 1.0 en la cual indica que las llamadas de ecolocación están formadas por grupos de pulsos que tienen una determinada estructura y que es característica de las especies o de los géneros.

Los principales parámetros para identificar las llamadas de los murciélagos son los siguientes:


A. Estructura del pulso

Para la Castilla La Mancha se clasifica en 4 tipos de pulsos:

  • Pulsos Tipo FC (Frecuencia constante): posee una estructura alargada, con una frecuencia que se mantiene constante a lo largo de bastante tiempo y el espectro de frecuencias tiene un pico acusado en una única frecuencia.
  • Pulsos Tipo FM (Frecuencia modulada): posee una duración muy corta y el ancho de banda (BW) es muy amplio, por lo que el barrido de las frecuencias es amplio.
  • Pulsos Tipo FM-QCF (Frecuencia modulada-casi constante): es una combinación de los dos anteriores, donde se observa una clara parte FM y una posterior que tienen forma de frecuencia constante. Esta segunda parte no es constante, sino que va decreciendo paulatinamente. Este tipo de pulso, le confiere una gran plasticidad a los murciélagos que los utilizan y pueden modificar la parte FM o la parte QCF haciéndolas más o menos grandes, según sus necesidades.
  • Pulsos Tipo QCF (Frecuencia casi constante): En algunas especies, la parte FM ha desaparecido por completo y emiten llamadas que contienen sólo la parte QCF. Aunque también pueden emitir pulsos FM-QCF.

Tipos señales Murciélagos

Tipos señales murciélagos

Todas las especies de Castilla La Mancha se ajustan a estos cuatro tipos de estructura de pulso, excepto la especie Barbastella barbastellus que tiene un tipo de llamada que no se ajusta a ninguno de los tipos anteriores y es una llamada muy característica (ver página 14 de Clave de identificación de las llamadas de ecolocación de los murciélagos de la Península Ibérica. Versión electrónica 1.0)


B. Frecuencia de máxima energía

La frecuencia de máxima energía se mide a través de la ventana de energía que podrás ver en el software que utilices y es el pico con más decibelios (dB)


C. Duración

La duración del pulso suele medirse con el oscilograma y es el tiempo que pasa entre el inicio del pulso y el final, midiéndose en milisegundos (ms).


Estos tres parámetros serán los que principalmente empleamos en la claves de TE que hemos transformado en calculadora web y que os presentamos en esta entrada. No obstante existen otras variables medibles y que sirven de entrada en la calculadora y que se miden en los espectrogramas u oscilogramas como son la frecuencia inicial y final del pulso, el intervalo interpulsos, que puede medirse entre el comienzo de un pulso y el siguiente, o bien entre el final de uno y el final del siguiente, el ancho de banda, diferencia entre la frecuencia inicial y la final, la amplitud que es una medida de la intensidad de la señal.

Debemos advertir que esta “calculadora” es sólo una pequeña ayuda y sólo está destinada a restringir las opciones de búsqueda para acelerar este proceso, ya que, los datos de entrada puede arrojar diferentes resultados (especies) dado que un mismo valor de FME puede ofrecer especies distintas (que tendrán diferente tipo de señal o pulso) siendo aquí donde debemos distinguirlas.

POR PROBLEMAS CON EL PLUGGIN, LA CALCULADORA WEB SE ENCUENTRA INHABILITADA, ESPERAMOS RESOLVER EL PROBLEMA EN BREVE. LO SENTIMOS